Las curvas vuelven a estar de moda con los televisores Samsung

Las curvas vuelven a estar de moda con los televisores Samsung

¿Quién dijo que las curvas ya no están de moda? Pues sí, las curvas llegaron para quedarse.

Pero a ver, que no estamos hablando de las curvas de las Kardashians, estamos hablando de las curvas de los televisores Samsung. Como las del modelo UE40J6300

La forma de ver la televisión y el diseño de las pantallas han cambiado mucho durante los últimos años. De los modelos de tubo con unos fondos interminables pasamos a los televisores planos, en los que la calidad de imagen cada vez es mejor, y su diseño más fino y con más pulgadas. Samsung ha apostado por ser uno de los precursores en todos estos cambios, no en vano fueron el primer fabricante en lanzar una pantalla LED al mercado.

Sin embargo, este proceso de mejora de calidad de imagen está empezando a vivir una paradoja. Los consumidores piden televisores más grandes pero, como el aumento del área de las pantallas también supone un aumento del tamaño de sus píxeles, si la resolución sigue siendo la misma, al final no ofrecen la calidad de imagen que se espera de ellos, sino lo contrario.

En Samsung han intentado dar respuesta a la demanda de los usuarios con una solución revolucionaria. ¿Cómo? Lanzando al mercado el primer televisor curvo del mundo, una pantalla con tecnología de vanguardia que te permite disfrutar de los contenidos como si estuvieras dentro de ellos y que supondrá un antes y un después en la forma de ver la televisión en casa.

TV

Ahora, ¿por qué un televisor curvo? Si ya has tenido la oportunidad de estar ante un televisor curvo de Samsung, es probable que hayas experimentado por ti mismo su calidad de imagen y una sensación casi de teletransporte dentro de la pantalla. Pero, ¿por qué este televisor es capaz de crear un efecto así? Te lo resumimos en 4 puntos:

  • Por el radio de su curvatura: como la curvatura de su panel es de 4,2 metros de radio, muy similar a la de nuestro ojo, es capaz de activar de manera inmediata nuestra vista periférica y de conseguir que percibamos las imágenes como en una pantalla curva de cine. Además, cuando miramos un televisor plano, el movimiento en las escenas no resulta tan auténtico como en uno curvo y perdemos ciertos detalles. Sin embargo, la curvatura de estos modelos se adapta a nuestra manera natural de registrar la imagen y activa las células bastón de nuestro ojo (células encargadas de la visión periférica). De esta forma, experimentamos un efecto de inmersión en los contenidos casi de 3D sin la necesidad de gafas, los movimientos son naturales y la sensación es mucho más envolvente.
  • Por la tecnología Auto Depth Enhacer: Los televisores curvos de Samsung incorporan un algoritmo inteligente que aumenta la sensación de profundidad. Auto Depth Enhacer analiza los objetos y los términos en que se encuentran dentro de cada fotograma y los separa, resaltando y ajustando automáticamente el contraste entre ellos. De ese modo consigue una mayor sensación de cercanía y lejanía, y produce un extraordinario efecto de inmersión y de profundidad muy similar al del 3D.

1904f-samsung-ue55hu8500-smart-3d-4k-ultra-hd-55-curved-led-tv--3--870-p

  • Porque el ángulo de visionado es mayor que las pantallas convencionales: una de las primeras dudas que se nos plantea cuando pensamos en un televisor curvo es si debemos estar situados frente a él para ver la imagen con nitidez. Los televisores curvos de Samsung tienen un ángulo de visión de 90°. Por eso, no sólo no es necesario estar enfrente de su pantalla para disfrutar de toda su calidad, sino que podrás invitar a tus amigos a ver los partidos de fútbol sin preocuparte de en qué parte del salón se sienten.
  • Porque mejora los colores de las imágenes: los televisores curvos de Samsung llevan integrado PurColour, una tecnología que consigue colores impactantes sin recurrir a la saturación de los tonos reproduciéndolos con una calidad extraordinaria y con gran exactitud. PurColour es capaz de analizar y procesar zonas hasta 7 veces más pequeñas gracias a Quad Core Plus. Este potente procesador tiene una gran capacidad de procesamiento, lo que nos permite ver las imágenes nítidas y fluidas hasta cuando disfrutamos de los contenidos en streaming.

Curved-UHD_Sub_04

Si a toda esta tecnología le añadimos una resolución de pantalla UHD, esta es cuatro veces mayor que la de un panel Full HD, conseguimos imágenes de una calidad y de un realismo excepcional.

Al final, el diseño de los televisores curvos de Samsung son fruto de la ingeniería de vanguardia para ofrecerte una experiencia audiovisual impactante y que, de eso estamos seguros, no te dejará indiferente.

 

Compartir esta publicación